Vacaciones de verano: 3 consejos de dinero para optimizar el descanso.

consejos dinero vacaciones

Especial de Nicolás Litvinoff para el diario La Nación.

Las primeras vacaciones de verano luego del cambio de gobierno en la Argentina se presentan un tanto más complejas de lo desearíamos, debido a potenciales anuncios económicos que se irán produciendo antes, durante y después del comienzo de las mismas.

¿Cuánto es el máximo que debería gastar en estas vacaciones? ¿Me conviene elaborar un presupuesto? ¿Es conveniente comprar un paquete o seguir el modelo “hágalo usted mismo”? ¿Cómo puedo ahorrar dinero durante el descanso? ¿Existen nuevas tecnologías que pueden ayudarme a gastar menos y viajar de manera más inteligente?

Veremos las respuestas a estas dudas a continuación, en estos 3 consejos de dinero para optimizar el descanso vacacional.

1) Presupuestar el gasto vacacional

La palabra presupuesto hace alusión al cálculo anticipado de los ingresos y egresos de una actividad durante un período dado.

En el caso de las vacaciones, tomamos en cuenta los egresos potenciales con el objetivo de optimizar los mismos y adecuarlos al dinero total disponible para esta actividad.

El primer paso es entonces calcular el monto de dinero máximo que se recomienda gastar en función de nuestro nivel de ingresos, para luego dividirlo en partes iguales, una por cada día de vacaciones. Para llegar a este total disponible, lo que se recomienda es sumar los 13 sueldos anuales (12 meses de sueldo más el aguinaldo) y multiplicar el total por 0,10.

Lo que estamos haciendo con ello es calcular cuánto es el total de ingresos percibidos de manera anual para luego llegar al 10% de los mismos (en la nota de la semana pasada hemos aprendido sobre el uso e importancia de los porcentajes en tus finanzas personales)

Si tenemos en cuenta 2 vacaciones anuales (las de ahora y las de verano), entonces destinar el 10% a cada una es lo recomendable. Si, en cambio, estas son las únicas vacaciones que tendremos en el año, se puede destinar hasta el 20%, con lo cual debemos hacer la misma sumatoria pero luego multiplicar por 0,20 en vez de 0,10. El resultado será el importe total, teniendo en cuenta pasajes, viáticos, excursiones, etcétera.

No es aconsejable la opción de endeudarse para viajar (comprar el viaje en cómodas cuotas), por un tema de costos (altos intereses) y hasta de “salud mental” (el viaje se consume en 15 días y luego hay que trabajar todo el año para pagarlo).

Luego, para optimizar los gastos, debemos tomar el total de presupuesto calculado en el paso anterior y dividirlo en partes iguales, una por cada día de vacaciones.

Un esquema muy útil es subdividir los gastos totales en gastos primarios y gastos secundarios.

Los gastos primarios son aquellos derivados del pasaje, estadía, traslado y excursiones.

Los gastos secundarios tienen que ver con la comida, las compras, regalos y demás gastos que se realizan en el destino.

Finalmente, la sumatoria de ambos (gastos primarios y secundarios) debería ser igual al total presupuestado, que recordemos no puede ser mayor al 10% (si gozamos de 2 vacaciones por año) o el 20% (solo una) de nuestros ingresos anuales totales.

2) Utilizar la tecnología y el modelo hágalo usted mismo

Así como en materia de inversiones los plazos fijos representan la opción más cómoda pero a la vez menos rentable de todas, en lo referente a las vacaciones la opción más popular (pero también, la más costosa) es la de comprar directamente un “paquete armado”.

Pero también existe otra posibilidad mucho más económica: el “hágalo usted mismo”, que tiene además la ventaja de poder manejar los tiempos y vincularse más con la gente del lugar aprovechando las nuevas herramientas tecnológicas que tenemos a nuestra disposición.

Para aquellos que no tienen un lugar elegido aún y que estarían dispuestos a evaluar la posibilidad de viajar a algún destino en donde puedan aprovechar ofertas aéreas de último momento, el buscador de vuelos Skyscanner ofrece una opción muy interesante llamada “a cualquier lugar”. Colocando el aeropuerto de origen y las fechas elegidas y dejando en blanco el destino, el buscador agrupa las ofertas del momento de menos costosa a más costosa, convirtiéndose en una excelente herramienta para aquellos que tengan flexibilidad en sus vacaciones.

Luego, el uso inteligente de apps para el celular también es recomendable para optimizar el gasto del viaje.

La app Minube utiliza las fotos tomadas con el celular para armar una “memoria” del viaje y encontrar fácilmente lugares a los que se quiere volver, inclusive con fechas y mapas de distancias recorridas.

La app Me no Speak es una aplicación muy práctica para aquellos que viajen a lugares en donde se habla una lengua que no dominan. A través de la misma se puede mostrar con dibujos las ideas que se quieren expresar o dudas que se necesiten preguntar.

La app Corrency Convert Plus presenta un sistema rápido y sencillo para realizar conversiones de monedas a la del país de origen, de manera tal de no perder dinero en el cambio por falta de información.

La app Airbnb se hizo muy conocida a nivel global en los últimos años por presentar una excelente oportunidad para alojarse en departamentos privados en vez de hoteles, economizando uno de los costos más importantes de las vacaciones que es justamente el costo de alojamiento.

En la misma línea, la app exclusiva para iPhone Hotel Tonight cuenta con una atractiva idea que permite a los usuarios disfrutar de descuentos a cambio de invitar a amigos a usar la aplicación. Desde las 9am hasta las 2am se puede reservar habitación a cualquier hora. Como indica su nombre, esta aplicación está diseñada para aquellos que andan como locos buscando hotel para el mismo día. Y a pesar de que son reservas de última hora, los precios son económicos.

Por último, la app AroundMe permite descubrir información práctica de lugares cercanos a donde nos encontremos en cualquier lugar del mundo: farmacias, restaurantes y bares, bancos, cajeros automáticos, cines, taxis, supermercados, etcétera.

Contactarse con las entidades municipales de turismo del lugar también puede ser una buena idea, ya que allí informan sobre actividades y excursiones, pases con descuentos para numerosos lugares de atractivo turístico y alternativas convenientes.

El ahorro generado por tomarse el tiempo de averiguar precios y eventualmente contratar servicios directamente en el lugar de destino, puede cubrir varios días de gastos secundarios (viáticos, comidas, salidas, regalos).

3) No relajarse en el plano financiero

Lo dijimos al comienzo de esta nota: estas vacaciones que comienzan dentro de pocas semanas tienen una particularidad y es que se dan dentro del primer mes de cambio de gobierno, por lo cual se esperan anuncios que impacten directamente en la economía doméstica de gran parte de la población durante el período de fin de año y verano.

Por ello, es recomendable tener bien “afinado” todo lo referente a los ahorros, como ser por ejemplo fecha de renovación de plazos fijos o demás inversiones que puedan llegar a tener vencimientos en el lapso en el cual estaremos lejos de casa.

La razón de ello es que ante la posibilidad anunciada de una devaluación, quedarse con los pesos sin invertir puede representar un costo importante en términos de pérdida de poder adquisitivo, y no sería nada divertido irse de vacaciones y encontrarse luego al retornar que el poder de compra de nuestros ahorros ha disminuido por no haber planificado con tiempo la renovación o el paso a moneda “dura” al haber estado descansando y “desconectado” de todo.

Al mismo tiempo, pensar solo en las vacaciones es un error que puede costar dinero al no controlar los vencimientos de los impuestos y servicios de ese período.

Una buena planificación financiera del viaje incluye no solo el costo del mismo sino todo lo referente a la economía doméstica para el momento del viaje y los días inmediatos a nuestra vuelta.

Conclusión

Presupuesto, uso de la tecnología y planificación de ahorros y vencimientos no suenan quizá como las palabras que una persona quisiera tener en la cabeza a la hora de pensar en un merecido descanso luego de un año de arduo trabajo, pero ocuparse de ello puede representar sin embargo la diferencia entre unas vacaciones soñadas y una pesadilla financiera.

Tener en cuenta los consejos aquí ofrecidos puede derivar en un importante ahorro económico que potencie el disfrute y el descanso al asumir de manera responsable las riendas de nuestros gastos en un período tan esperado y enriquecedor a nivel espiritual.

Suscríbase a la lista de correo:



QUE-CURSO-TOMAR-300

¿Quiere que el dinero se transforme en una fuente de satisfacción en vez de una fuente de preocupación en su vida?

Aprenda a salir de deudas, generar ingresos pasivos en su economía doméstica e invertir con éxito en la Bolsa con los tips que Nicolás Litvinoff brinda en los cursos online de Estudinero!. 

Promoción pre venta -30%  ¡Anótese ahora y reserve su lugar! Comienza el Lunes 7 de Agosto. Últimos lugares con descuento exclusivo. Ingrese al siguiente link con su tarjeta de crédito a mano para completar la inscripción:

RESERVAR-VACANTE-FPPP-20RESERVAR-VACANTE-PPM-20

Esta promoción es por tiempo limitado, ¡no se quede afuera! ¡Últimos días!

Por dudas y consultas, escribir a cursos@estudinero.net

“Los analfabetos del siglo XXI no serán aquellos que no sepan leer y escribir, sino aquellos que no sepan aprender, desaprender y reaprender.”

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *